RESPONSABILIDAD | Conexiones de Vida – Día 9

CONEXIONES DE VIDA Semana 2: Relaciones     –      Día 9

«Un día Rut la moabita le dijo a Noemí: —Déjame ir a los campos de cosecha a ver si alguien en su bondad me permite recoger las espigas de grano dejadas atrás» (Rut 2:2).

rut-recoge-espigas

Después de haber viajado con Noemí a Judá, Ruth busca alimento. Es el tiempo de la cosecha de la cebada.

Era costumbre que los recolectores dejaban espigas para que aquellos que no podían comprar, las recogieran o cosecharan. (Ver Levítico 19,9-10). La responsabilidad hacia los demás era una práctica reconocida y legal.

Un generoso cosechador sabía que una buena cosecha no era algo para ser tomado o acumulado, sino un don para ser compartido con amabilidad.


LECTURA

Rut 1:1-23 – 2:13

De modo que Rut trabajó junto a las mujeres en los campos de Booz y recogió grano con ellas hasta el final de la cosecha de cebada. Luego siguió trabajando con ellas durante la cosecha de trigo, a comienzos del verano. Y todo ese tiempo vivió con su suegra.
Un día Noemí le dijo a Rut: —Hija mía, es tiempo de que yo te encuentre un hogar permanente para que tengas un porvenir asegurado. Booz es nuestro pariente cercano, y él ha sido muy amable al dejarte recoger grano con las jóvenes. Esta noche estará aventando cebada en el campo de trillar. Mira, haz lo que te digo. Báñate, perfúmate y vístete con tu ropa más linda. Después baja al campo de trillar pero no dejes que Booz te vea hasta que termine de comer y de beber. Fíjate bien dónde se acuesta; después acércate a él, destapa sus pies y acuéstate allí. Entonces él te dirá lo que debes hacer.
—Haré todo lo que me dices —respondió Rut.
Así que esa noche bajó al campo donde se trilla el grano y siguió las instrucciones de su suegra.
Después de que Booz terminó de comer y de beber y estuvo de buen ánimo, se acostó al otro extremo del montón de grano y se durmió. Entonces Rut se acercó sin hacer ruido, le destapó los pies y se acostó. Alrededor de la medianoche, Booz se despertó de pronto y se dio vuelta. Entonces se sorprendió, ¡al encontrar a una mujer acostada a sus pies!
—¿Quién eres? —preguntó.
—Soy Rut, su sierva —contestó ella—. Extienda sobre mí el borde de su manto ya que usted es el redentor de mi familia.
—¡El Señor te bendiga, hija mía! —exclamó Booz—. Muestras aún más lealtad familiar ahora que antes, pues no has ido tras algún hombre más joven, sea rico o pobre. Ahora, hija mía, no te preocupes por nada. Yo haré lo que sea necesario, porque todo el pueblo sabe que eres una mujer virtuosa. Pero aunque es cierto que yo soy uno de los redentores de tu familia, hay un pariente más cercano que yo. Quédate aquí esta noche, y por la mañana hablaré con él. Si está dispuesto a redimirte, muy bien; que se case contigo. Pero si no está dispuesto a hacerlo, entonces, ¡tan cierto como que el Señor vive, yo mismo te redimiré! Ahora acuéstate aquí hasta la mañana.

CONEXIÓN

  • A medida que ‘cosechas’ la bondad de la tierra, ¿cómo puedes hacer provisión para aquellos que tienen poco?
  • La caridad a veces puede ser vista como una elección; la responsabilidad es diferente.
  • ¿Quiénes son las ‘Ruts’ del mundo que buscan tu favor hoy?

ACCIÓN

  • En este mundo conectado, actua con generosidad y responsabilidad hoy.

ORACIÓN

  • Agradece a Dios por las muchas maneras en que recibes de su abundante cosecha.

CONEXIONES DE VIDA

Si estás leyendo esto en tu email, para escribir tus comentarios o pensamientos y ver lo que otros dicen visita el sitio web en https://comuniondegracia.org/responsabilidad-conexiones-de-vida-dia-9/

  1. VIDA | Conexiones de vida - Día 1
  2. BUENO | Conexiones de vida - Día 2
  3. COMPAÑERISMO | Conexiones de Vida - Día 3
  4. LUCHA | Conexiones de Vida - Día 4
  5. PROMESA | Conexiones de Vida - Día 5

Escribe tu comentario:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.