Hablando de la VIDA   Por Joseph Tkach

«[Jesús:] Un mandamiento nuevo les doy: que se amen los unos a los otros. Como yo los he amado, que también se amen unos a otros».
Juan 13:34

El día de san valentín

Muchos alrededor del mundo celebran el Día de San Valentín dando un regalo para mostrar su amor a alguien especial. El origen del Día de San Valentín no se conoce con exactitud, aunque muchos creen que San Valentín fue uno de tres santos que fueron martirizados por su fe. Otros dicen que la iglesia utiliza el día del martirio de San Valentín para cristianizar un antiguo festival romano.

Pero no fue hasta la Edad Media que 14 de febrero llegó a estar asociado con el amor. De hecho, el Valentín más antiguo todavía en existencia hoy en día es un poema escrito en 1415 por Carlos, duque de Orleans, a su esposa mientras estaba encarcelado en la Torre de Londres. (El saludo es ahora parte de la colección de manuscritos de la Biblioteca Británica en Londres, Inglaterra.)

Mientras que la historia de este día resulta interesante, el verdadero enfoque debe estar en de qué se trata este día: dejar que los más cercanos a nosotros sepan lo mucho que significan para nosotros. Es bueno tener de un día que trae esto a nuestra atención. Pero en realidad el Día de San Valentín debe ser un recordatorio especial de lo que debe hacerse todos los días , no sólo una vez al año.

La afirmación y el aprecio sincero se están convirtiendo en un arte perdido entre muchos hoy en día (incluyendo a los cristianos). Somos rápidos para cantar canciones de alabanza durante nuestros cultos de adoración, pero olvidamos dar honor y alabanza a los que amamos, nuestros cónyuges, hijos y familia extendida.

Nuestro Padre en los cielos es un buen ejemplo de la afirmación de su amor por nosotros a través de las palabras de su apóstol Pablo. «Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte ni la vida, ni los ángeles ni los demonios, ni lo presente ni lo por venir, ni los poderes, ni lo alto ni lo profundo, ni cosa alguna en toda la creación, podrá apartarnos del amor de Dios que es en Cristo Jesús Señor nuestro «(Romanos 8: 38-39).

[pullquote]¿Puedes imaginar la respuesta si compartes un mensaje u obsequio de San Valentín con tus seres queridos de forma mucho más frecuente?[/pullquote]

¿Puedes imaginar la respuesta si compartes un mensaje u obsequio de San Valentín con tus seres queridos de forma mucho más frecuente? Disfruta de la festividad con las personas más cercanas a tí haciendo algo especial, pero, más importante aún, reasegúrales tu amor todos los días. Y también recuérdales el gran amor de Dios por ellos. Pueden ser tu «Valentín», pero, ante todo, lo son de Dios.

Oración
Santo Padre, que constantemente sigues demostrando tu amor por nosotros. Como respuesta a ello, por favor ayúdanos a amarnos unos a otros con tu amor divino. En el nombre de Jesús oramos. Amén
 


Sobre el autor:
Joseph Tkach es el Presidente de la Comunión de Gracia Internacional, y reside en California, EE.UU. Le invitamos a asistir a una de nuestras congregaciones locales. Para detalles de su congregación local más cercana, consulte en nuestro sitio web, comuniondeGracia.org   bajo la pestaña ‘Iglesias’, o contáctenos en comunion.gracia@gmail.com

Escribe tu comentario:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.