¿Estás siendo consecuente con tu fe?

59pv3k0kf8

La fe si no se vive está muerta, y se convierte solo en un ejercicio intelectual individual que no deja impronta alguna en los demás. Es de vital importancia que los creyentes, mayoritariamente los que tenemos más de sesenta años, empecemos a ser consecuentes y honestos con nuestra fe si queremos, como debemos, mostrar a la siguiente generación lo vital que es tener una relación viva personal con Cristo.

leer más