«Pues el SEÑOR tu Dios vive en medio de ti. Él es un poderoso salvador. Se deleitará en ti con alegría. Con su amor calmará todos tus temores. Se gozará por ti con cantos de alegría».
(Sofonías 3:17)

La primera vez que leí este versículo y lo apliqué a mí, yo lloré. Me resulta casi incomprensible que Dios cante acerca de mí, deleitándose en mí y calmando mis temores con su amor. Es como una madre, sosteniendo a su bebé cerca de su pecho y calmándolo con sus canciones de amor.

Dios nos ama, no sólo en general, sino personalmente. Él se deleita en tí como si sólo tú fueras su favorito. Deléitate en su amor y disfruta la canción especial que canta sólo para tí.

Tammy Tkach

Escribe tu comentario:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.