Génesis 1: En el principio ya había un plan

Entonces dijo Dios: «Haya lumbreras en la expansión de los cielos para separar el día de la noche, y sean para señales y para estaciones y para días y para años. Génesis 1:14

Si has pasado mucho tiempo en la iglesia, conoces el orden de la creación. Sabes que en el cuarto día fueron creados el sol, la luna y las estrellas. Mucha gente podría confundirse y pensar que al decir que son para señales, se refiere a los signos astrológicos. Sin embargo, utilizando el diccionario de traducción de e-Sword, en el original hebreo, la palabra era oth que hace referencia a una señal, faro o una bandera.

Cuando estaba leyendo esto, me puse a pensar en Mateo 2:2. Este es otro versículo tan popular que es probable que lo leas por lo menos una vez al año.

«¿Dónde está el Rey de los Judíos que ha nacido? Porque vimos Su estrella en el oriente y Lo hemos venido a adorar.»  Mateo 2:2

Por supuesto, esta es la historia de los hombres sabios que visitan a Herodes y le preguntan dónde podían encontrar a Jesús que acababa de nacer (hay un debate acerca de cuánto tiempo le llevó a los sabios venir «desde el oriente» , pero el punto es que ellos vinieron a ver a Jesús).

Observemos que destaca el hecho de que ellos vieron una estrella.

Tiempo atrás, en el Génesis, Dios dijo que las estrellas se van a utilizar como señales. Esto destaca que incluso en el primer capítulo de la Biblia, ya estamos viendo cómo Dios ha planeado todo.

Él sabía que iba a usar una estrella para señalar a la gente a Jesús. ¿No es algo increíble que Jesús no estaría en la tierra sino hasta mucho mucho tiempo después, pero las estrellas ya tenían asignado el deber de ser utilizadas como señales?

Explicando acerca de su venida en una nube con poder y gran gloria, Jesús menciona nuevamente cómo las estrellas sirven como señal:

«Habrá señales en el sol, en la luna y en las estrellas, y sobre la tierra… Cuando estas cosas empiecen a suceder, levántense y alcen la cabeza, porque se acerca su redención». Lucas 21:25, 28

Esto nos recuerda otro versículo muy conocido.

Porque Yo sé los planes que tengo para ustedes, declara el Señor, planes de bienestar y no de calamidad, para darles un futuro y una esperanza. Jeremías 29:11

Estos dos versículos ayudan a explicar su omnisciencia. Desde el principio ya estaba determinado que una estrella sería señal para Jesús en su encarnación como ser humano, y las estrellas también servirían de señal para su segunda venida. Pero Jesús mismo es nuestro camino y nuestro viaje también. El Plan de Dios siempre fue adoptarnos en Cristo como sus hijos, para participar activamente en la vida de la Trinidad. Y este plan incluye a toda la humanidad. ¿No es agradable saber que no estamos solos?

Génesis 1 es monumentalmente importante y con seguridad lo has leído o has hablado de él muchas veces. Sin embargo, este sentido de un plan enorme desde el principio, nos da mucha seguridad personal. Es bueno saber que desde que Dios estaba en el principio creando el universo, estaba creando caminos, de hecho todo el camino, bajando por la línea de tiempo, para cumplir su plan. Dios posee el futuro, sólo tenemos que confiar..

Genesis 1

Genesis 1 resumen

Escribe tu comentario:

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.