Por qué ya no creo en la aniquilación eterna

  Por muchos años creí que el destino final de aquellos que no confiaran en Jesús sería la aniquilación eterna.  No podía creer que un Padre amoroso pudiera permitir que ningun ser humano experimentara los tormentos del infierno para siempre. Creía que simplemente los destruiría para siempre, que los aniquilaría. …

leer más