DESCUBRIMIENTO

Un curso sobre los fundamentos del cristianismo

LECCIÓN 9

Sirviendo a Cristo

Todo el ministerio de Jesús fue un ministerio de servicio. Él no vino a ser servido sino a servir (Marcos 10:45). Este tema lo encontramos también en el Antiguo Testamento, particularmente en Isaías 40-55. Allí predominan tres temas: la obediencia (Isaías 44:1), el testimonio (Isaías 43:12) y la persistencia (Isaías 43:1-6). Israel falló en estas pruebas. ¿Y usted?

Este fue el modelo de liderazgo que Jesús adoptó: servicio, no posiciones. Y Él pidió a sus seguidores que hicieran lo mismo (Juan 13:12-17; Marcos 10:43-44; Lucas 22:24-27). Todo cristiano es llamado a servir. Todo cristiano tiene un ministerio. Es imposible ser cristiano sin llegar a ser un ministro de Cristo. No use la palabra “ministro” sólo para los pastores y misioneros. Usted también es ministro.

Hay tres palabras principales para “siervo” en el Nuevo Testamento y todas se aplican a cada cristiano.

La primer palabra significa “esclavo” (1 Pedro 2:16; Apocalipsis 1:1). La cual describe la rendición total de cada parte de nuestras vidas (hogar, trabajo, amor, ambiciones) a Jesús, quien dio todo por nosotros. Reflexione sobre Romanos 12:1-2 y 1 Corintios 6:19-20. En la sociedad antigua, el esclavo no tenía derechos sino que estaba totalmente bajo el mando de su amo. Los escritores del Nuevo Testamento escogieron esta palabra “esclavo” deliberadamente para describir su relación con Jesús. ¿Cómo se aplica esto a usted?

La segunda palabra significa “líder de adoración” (la misma palabra de donde se deriva liturgia). Esta palabra describe nuestra adoración (Hechos 13:2). La adoración incluye nuestra generosidad (2 Corintios 9:12), nuestra fe (Filipenses 2:17), hacer correctamente nuestro trabajo (Romanos 13:6) y el evangelismo (Romanos 15:16). ¿Cuán importante es para usted la adoración?

La tercera palabra significa “ayudador”, de esta palabra se deriva la palabra diácono. Esta palabra es ampliamente usada para describir la ayuda práctica de todas clases. Describe nuestra relación con nuestros compañeros cristianos y con los que todavía no lo son (2 Corintios 4:5), la visita a las prisiones y el servicio personal (Filemón 13; Hechos 19:22), la distribución de alimentos y la predicación (Hechos 6:1, 4). Desde la venida de Jesús a nuestro mundo, ya no debemos separar lo sagrado de lo secular.

“Que todos nos consideren servidores de Cristo” (1 Corintios 4:1). ¿Qué diferencia hay en su vida después de convertirse en cristiano, en cuanto a la adoración y el servicio práctico a otros?

Versículo para memorizar

Romanos 12:1 (NVI): “Por lo tanto, hermanos, tomando en cuenta la misericordia de Dios, le ruego que cada uno de ustedes, en adoración espiritual, ofrezca su cuerpo como sacrificio vivo, santo y agradable a Dios”.

Preguntas para Aplicación

El pasaje bíblico para estudiar es Hechos 5:40 – 6:8

1.      ¿Qué motivó a estas personas a querer servir al Señor? ¿Qué lo motivó a usted?

2.      ¿Cuántas formas de servicio se mencionan aquí?

3.      ¿Son más importantes los trabajos espirituales que los trabajos prácticos?

4.      ¿Qué cualidades espirituales eran necesarias para aquellos que querían servir las mesas? Aplique esto a su iglesia o grupo.

5.      ¿Cómo fue que los discípulos se “multiplicaban” en Jerusalén?

6.      ¿Qué servicio realiza usted que no lo haría si usted no fuera cristiano?

7.      ¿En qué área de servicio se comprometerá usted a ayudar de ahora en adelante? ¡Sea específico!

Tiempo de oración

Comparta con otros miembros de su grupo las áreas en que se siente llamado a servir a Cristo (vea la pregunta 7) y oren unos por otros para iniciarse en estas nuevas áreas de servicio.

 

Copyright © 2003  Iglesia de Dios Universal

Hit Counter